26.5.06

...Y los pro-floresiensis se defienden



Recapitulemos: se ha puesto en entredicho que el cráneo LB1 (en la foto) hallado en Liang Bua (isla de Flores, Indonesia) -y que sirvió para definir la nueva especie
Homo floresiensis- sea en realidad eso, una nueva especie. Se ha datado LB1 en 18.000 años.
LB1
A veces, la navaja de Occam parece tener dos filos: por un lado, una especie extraordinaria de homínidos enanos de cerebro minúsculo con una industria avanzada; por el otro, una población pigmea pero de vulgares Homo sapiens con presencia de algún microcéfalo. Veamos los argumenos de cada bando:


El ataque.-

Ann MacLarnon, una de los autores del artículo aparecido en Science, afirma que "cuando una especie se enaniza, su tamaño cerebral no decrece tanto como el resto del cuerpo". "El tamaño cerebral es clave para un mamífero. Casi no hay diferencia, por ejemplo, entre el tamaño del cerebro de los seres humanos modernos más pequeños, la gente de Bambuti de 1.4 metros del bosque de Ituri en Congo, y los más altos, los Masai de 2 metros en África del Este. "

El pequeño cráneo LB1, de sólo 380 cc., se aleja claramente de la norma de enanismo, según los autores. Siguiendo el patrón de enanismo esperado para
Homo erectus -su más probable antecesor a priori, aunque hay voces discrepantes que lo retrotraen a Australopithecus-, el peso de floresiensis debería ser de 2 kg. Como este patrón no se cumple, la conclusión es que LB1 es un microcéfalo actual.

Robert Martin, otro de los autores, clarifica: "Es perfectamente plausible que fueran gente pigmea. Pero sólo hay un cráneo. Y éste es humano y microcéfalo". Además, esto liga con la aparición de industria asociada de una talla hasta hoy sólo encontrada junto a
Homo sapiens sapiens. Robert Martin dice que la industria indica un alto nivel de desarrollo mental. Lo que parece incompatible con una reducción cerebral tan extrema.

Por no hablar de que desde que despareciera Neandertal hace unos 29.000 años en Europa, no hay indicios de que ningún otro homínido pululara junto a nosotros por nuestro planeta.
Total, que Martin y compañía creen que se trata de una población pigmea con un microcéfalo.

La defensa.-

Los descubridores de LB1 replican. Mike Morwood dice que "
aunque sólo tenemos un cráneo, el resto de huesos -recordemos que hay al menos nueve individuos, otra mandíbula (que se sale también del rango humano según Brown) y varios dientes, todos diminutos- muestran que LB1 es un individuo normal dentro de una población homínida enanizada endémicamente".

Morwood afirma que los rasgos distintivos de reducción de masa corporal, reducción de tamaño cerebral y piernas cortas y gruesas reflejan los encontrados en poblaciones de mamíferos endémicos de otras islas. Así, los críticos de
Floresiensis ignoran los otros restos de Flores y las gráficas de enanismo presentadas son parciales, según Morwood.

Con la atribución de la industria, los descubridores no se mojan demasiado. Aunque consideran factible la autoría de los "hobbits", a pesar de tener un cerebro tan pequeño y ser una industria tan avanzada.

Mientras no se encuentre nuevos restos, para consolidar la hipótesis de
Homo floresiensis hay que demostrar que el enanismo de la población hallada en Flores no es excepcional. Y hay que buscar rasgos diferentes a Homo sapiens en los huesos postcraneales. Pero, por el momento, la evidencia cae del lado de Homo floresiensis.

Así de apasionantes están las cosas.



¿Qué piensas de la industria?
Es de Homo floresiensis
Es de Homo sapiens

3 Memes sueltos:

Daniel Gelabert dijo...

Interesante el blog,Memecio.
Respecto a la naturaleza del hobitt,creo que tenemos denasiadas hipótesis para un material escaso.
Cuando el deseo de un resultado exitoso prevalece sobre el deseo de llegar a verdades universales,el resultado se vuelve oscurantista.
Veo muchas contradicciones en las pruebas que se aportan y las conclusiones que se sacan.Esto hace que las hipótesis no sean más que meras suposiciones...
Mi conclusión :los que quieren darnos una nueva especie homo,con microcerebro (aunque no lo sea en sentido patológico,si lo es comparativamente),deben conseguir nuevos ejemplares o dejar de afirmar que estamos ante una especie verdaderamente única y genial.Porque,con el mismo derecho,podemos afirmar que las herramientas que encontraron ,fueron los cubiertos usados por quienes deglutieron a los florisiensis...¿Me explico?

Memecio dijo...

Perfectamente.De todas formas, en paleontología tenemos que agarrarnos a lo que tenemos, que suele ser muy poco. Ojalá aparezcan nuevos hallazgos en Flores. Pero entre tanto hay que proponer soluciones y formular hipótesis con lo que tenemos.
Un dato sugerente: he leído que hoy hay sólo 500 microcéfalos en USA. Así que la probabilidad de que por pura chiripa hayamos encontrado un microcéfalo es enormememnte baja. Y encima hay dos.

Niet dijo...

500 solamente? Pero Bush sacó muchos mas votos, no?