16.7.05

Periquitos que se llaman entre ellos por su nombre


Se acaba de publicar un estudio en el que se demuestra que una especie de periquitos (Forpus conspicillatus) se llaman a cada uno por una secuencia de sonidos única, es decir, por un nombre "personal" (entre comillas, claro), único para cada individuo.

"Hemos demostrado que usan llamadas que sólo se refieren al individuo en cuestión" -dice Ralf Wanker, ornitólogo de la Universidad de Hamburgo, uno de los autores del estudio-. "Por lo que sé, es la primera vez que se describe el etiquetado o la llamada por el nombre en animales."
Wanker y colaboradores albergaron dos grupos de estos periquitos en un ambiente natural controlado, y observaron cómo se comunicaban. Grabaron los sonidos de 17 individuos de 5 familias diferentes en momentos en los que interactuaban oralmente. Los análisis computerizados demuestran que las llamadas de contacto inicial eran únicas para cada periquito.
Por ejemplo, cuando uno de los pájaros que los investigadores llamaban Eddi se comunicaba con su compañero Renee, usaba siempre una llamada específica. Un nombre, vamos.
Lo que no me queda claro es si los demás periquitos llamaban con el mismo nombre específico a ese individuo. No he tenido acceso al artículo original publicado en la revista
Animal Behavior del mes de Julio.
Los investigadores hicieron la prueba de reproducir por altavoz las llamadas a los individuos, y éstos prestaban gran atención al oirlas, de manera parecida a cuando una persona se gira cuando la llaman por su nombre.
Hasta ahora, el hombre era el único ser conocido que llama a otro por un nombre específico. Si los periquitos Forpus conspicillatus son también capaces de hacerlo, significa que pueden hacerse una representación mental previa del destinatario de su llamada y, por tanto, que su forma de comunicación es mucho más compleja de lo que se pensaba.
Se abre todo un campo de investigación para ver qué otras especies tienen esa supuesta especificidad humana. A partir de ahora, cuando veamos por ejemplo una leona rugir reprendiendo a uno de sus retoños traviesos, nos preguntaremos si no le estará llamando además por su nombre.


Imagen:Forpus conspicillatus

3 Memes sueltos:

Memecio dijo...

Si el descubrimiento se confirma, se van a desencadenar un montón de estudios sobre el lenguaje de los animales, y en concreto de las aves.
Los interrogantes que se abren son apasionantes: ¿Cómo "bautizan" a cada individuo? ¿Les dan nombres al azar, o dentro de un compendio de nombres?¿Hasta qué nivel de familiaridad se nombran? etc. etc.
Me recuerda al desciframiento de los jeroglíficos egipcios por Jean François Champollion gracias a la piedra de Rosetta. La clave del desciframiento de esta escritura se basó en los nombres propios.

elvi dijo...

Son muy inteligentes tengo un forpus y te puedo decir que hace poco tiempo, pero es muy inteligente hasta incluso se que me llama con su peculiar vocabulario, estoy intentado que aprenda a hablr ya veremos que pasa,

Memecio dijo...

Ya me contarás.